o puedes ir por ahí cargando un piano”, señaló Ronald, “no cuando llevas una vida tan ambulante y con tanto viaje como la mía”.

Su solución, entonces, fue la armónica u “órgano de boca” como usualmente se refería a ella.

Desde finales de los años 20 en adelante, raramente estaba sin una, y de hecho, tuvo varias, en diversas tonalidades, en un pequeño baúl bajo su cama. Su habilidad con el instrumento se decía haber sido legendaria, y los músicos del Apollo aún hablan del día en que interpretaron una “versión en blues absolutamente excitante” de “Oh, Susana” en una armónica de juguete que consiguió en una galería de máquinas tragaperras.




L. Ronald Hubbard Site | L. Ronald Hubbard: El Fundador de Scientology | L. Ronald Hubbard: El Filántropo - El camino hacia la autoestima | L. Ronald Hubbard, El Filántropo - La Educación | L. Ronald Hubbard, Dianetics Letters | L. Ronald Hubbard, Literary Correspondence | L. Ronald Hubbard, Un Perfil | Tributos y Reconocimientos para L. Ronald Hubbard | L. Ronald Hubbard, Poet/Lyricist | L. Ronald Hubbard, El aventurero y explorador: Hazañas audaces y regiones desconocidas | Scientology Site | Dianeticá Site


© 1996-2005 Iglesia de Scientology Internacional. Todos los derechos reservados.

Para información sobre marcas registradas